jueves, 10 de octubre de 2013

Melon District: un nuevo concepto de residencia para estudiantes

Me puedo considerar afortunada si digo que de mi casa a la Universidad tan solo me separan 30 minutos. Afortunada por qué? Pues porque durante los 4 años de carrera he tenido que oir muchas historias de compañer@s sobre la odisea que supone encontrar una buena residencia de estudiantes.

Cuando llegas por primera vez a una ciudad nueva para ti resulta difícil encontrar, elegir y acertar. Encontrar un sitio agradable donde pasar los próximos 4 años (con suerte) como estudiante no es tan fácil como parece. A menudo nos fiamos de lo que encontramos por internet y aunque a veces funciona todos sabemos que la realidad puede ser muy diferente a lo que hemos visto.



Si estáis buscando una residencia para estudiantes quizás os estaréis preguntando si soy la mejor persona para recomendar este sitio puesto que, como os he dicho, he tenido la suerte de no tener que irme lejos de casa para hacer la carrera.
He visto bastantes residencias de amig@s y pisos de estudiantes y en esta en concreto sobre la que os voy a hablar hoy además he tenido la oportunidad de pasar un día entero en ella y conocer de primera mano los servicios que ofrece, así que mi opinión os puede servir.

Se trata de Melon District, una residencia de estudiantes con más de 500 habitaciones repartidas en 4 edificios con un diseño moderno y actual, ideal y pensado para los jóvenes y con muchas zonas en común para poder conocer a nuestros compañeros.
Hay diferentes tipos de habitaciones: individuales, dobles, dúplex y hasta estudios. Podéis verlos todos aquí.


Lo mejor de esta residencia es la calidad que ofrece, las habitaciones son funcionales, con el espacio perfectamente distribuido y baño individual (muuy importante ;).

Las zonas en común me parecieron una idea perfecta para poder compartir el tiempo libre con el resto de chic@s de nuestra planta. Hay un cooking lounge en todas las plantas, al final del pasillo donde puedes cocinar, comer, ver la tele o simplemente descansar. Cada habitación tiene un espacio reservado en la cocina para guardar todo lo que necesiten y está equipado con frigorífico con compartimentos individuales, congelador, cocina eléctrica, microondas y horno eléctrico. Aunque si eres de los que no se acerca a la cocina ni por casualidad puedes desayunar, comer y cenar en Melon Café, se encuentra en la entrada de la residencia y está abierto de 7:30 a 23h.

Otra de las zonas comunes es el refreshing Lounge, una terraza en lo alto del edificio donde podrás tomar el sol, bañarte o simplemente disfrutar de unas vistas espectaculares de la ciudad.



Un punto muy importante a tener en cuenta también es la situación, se encuentra en la zona de Marina, a 10 minutos del centro de Barcelona. Al lado del mar y ya sé que voy a decir a los papis no les tranquilizará mucho pero... está a dos minutos caminando de salas como Razzmataz ;) 
Está bien comunicada, con transporte público al lado y es de fácil acceso con coche también.

Mi experiencia en Melon District fue genial, yo se lo recomendaría a cualquier amig@ que estuviera buscando un sitio para vivir en Barcelona la verdad así que lo comparto con vosotros también porque quizás os pueda interesar.

Espero que os haya servido de ayuda :)
Bss*